domingo, 9 de octubre de 2016

El Rincón de Pensar: ¿Es cierto que los hombres son de Marte y las mujeres de Venus?

Hola a todos,

¿ Que debió empujar a John Gray a escribir el libro que se llama así? ¿ De verdad quería ayudar a la Humanidad ? o... ¿ Solo lo hizo para que su mujer lo dejara tranquilo?...



Detrás de estas cuestiones se esconde una gran realidad, los hombres nunca bajan la tapa del váter.
Seria otro buen titulo para un libro sobre relaciones de pareja.

Hace tres años comencé la gran experiencia de vivir en pareja, antes solo había convivido con mujeres y siempre pensé que eramos muy exageradas cuando escuchaba a compañeras y amigas quejarse de sus maridos, bueno no de ellos exactamente, si no de las cosas peculiares que hacían.

Mi punto de vista cambio al vivir de forma directa todas y cada una de las peripecias que contaban mis amigas.

Que conste que ADORO a mi chico y que es el MEJOR Y MAS MARAVILLOSO DEL MUNDO.

Una vez aclarado esto, todavía recuerdo ese mensaje que me mandó a poco de vivir juntos, yo estaba en el trabajo y recibo un mensaje que pone:
"Cariño hoy la cena la preparo yo"
Emocionada respondí:
"Gracias amor"
Imaginé una cena romántica, con un bonito mantel y luz de velas, una botella de vino y de postre...
De postre recibí otro mensaje que decía:
"Nena donde se enciende el horno que voy a calentar la pizza"...

Ese día comprendí que ante una misma circunstancia hombres y mujeres esperamos resultados distintos.

¿Cuantas veces en esta vida hemos dicho algo, bajo nuestro punto de vista de forma clara, y no hemos obtenido el resultado esperado?

" Cariño por favor pones la lavadora que me voy al trabajo?
(Donde digo poner quiero decir darle al botón de encendido y echar en el cajetín el detergente que previamente he dejado encima de la lavadora justo al lado del propio envase del detergente)

Llegar del trabajo y ver la ropa tendida y el detergente encima de la lavadora y decir:

"¿El detergente que te había dejado aquí por que no se lo has echado?"
y recibir como respuesta.... " TU no me dijiste que se lo echara solo que la pusiera..."

Y pienso, cuando hago la comida no te digo que te la comas y bien que te la zampas (emoticono de sonrisa...)

Todo esto me lleva a pensar en el equilibrio del Universo, el yin y el yang, el todo y la nada, los polos opuestos que se atraen y se necesitan.
Por que ¿que seria de nuestras vidas sin nuestras maravillosas parejas?
Esa que nos hace ver la pizza congelada como un gran manjar y que nos hace descubrir que nuestra ropa no sale tan sucia de la lavadora sin detergente.

Gracias por leerme y hasta pronto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Sigueme por Email

Sponsor

Visita mi Blog dentro de los Blogs de Belleza en Coobis.